Los cuentos infantiles han sido una herramienta fundamental en la educación y formación de los niños desde hace generaciones. A través de sus historias, los pequeños pueden desarrollar su imaginación, su capacidad de comprensión y su interés por la lectura. Pero, ¿qué partes tiene un cuento infantil?

En este artículo vamos a explorar las tres partes fundamentales que conforman todo cuento infantil:

Planteamiento

Nudo

Desenlace

Si estás interesado en escribir un cuento infantil o simplemente deseas conocer más sobre su estructura, sigue leyendo y descubre todo lo que necesitas saber sobre las partes que debe tener un cuento infantil.

¿Qué partes tiene que tener un cuento?

Cada cuento está compuesto por tres partes fundamentales: el planteamiento, el nudo y el desenlace.

Planteamiento

El planteamiento es el inicio de la historia, donde se presentan los personajes y el escenario donde se desarrollará la trama. Es importante que en esta parte se despierte la curiosidad del lector y se generen las expectativas necesarias para que se mantenga interesado en la historia. Es importante tener en cuenta la edad del público al que va dirigido el cuento, para que el lenguaje utilizado sea adecuado y las ideas se presenten de manera clara y sencilla.

Nudo

El nudo es la parte central del cuento, donde se desarrolla la trama y se presenta el conflicto que los personajes deberán resolver. En esta parte es importante mantener la atención del lector y generar una tensión adecuada, que permita mantener el interés de los niños en la historia.

Desenlace

El desenlace es el final del cuento, donde se resuelve el conflicto presentado en el nudo y se presenta la enseñanza o moraleja que se desea transmitir. Es importante que esta parte se presente de manera clara y concisa, para que los niños puedan comprender el mensaje que se desea transmitir. El desenlace es una parte crucial del cuento, ya que permite generar una reflexión sobre la historia y su significado.

Además de estas partes, todo libro infantil cuenta con otros componentes importantes como la portada, el título, las ilustraciones y la diagramación. Estos elementos son fundamentales para publicar un libro infantil creando un libro atractivo y accesible para los niños. La portada y el título deben ser llamativos y reflejar la temática del cuento, mientras que las ilustraciones deben ser adecuadas y coherentes con la historia. La diagramación también es importante, ya que permite que la lectura sea más fácil y cómoda para los niños.

¿Tiene que tener siempre la misma estructura?

Aunque esta estructura es común, es importante tener en cuenta que no todos los cuentos infantiles tienen que seguir esta misma estructura. Por ejemplo, algunos cuentos pueden presentar varios personajes en distintas situaciones y cada una de ellas puede ser una pequeña historia independiente que contribuye al tema general del cuento.

Lo importante es que el cuento sea atractivo y capturé la atención del público infantil, ya sea mediante una estructura tradicional o utilizando otras formas innovadoras y creativas de narración.

En resumen, aunque la mayoría de los cuentos infantiles suelen tener una estructura común que incluye planteamiento, nudo y desenlace, no es necesario que todos los cuentos infantiles sigan la misma estructura. Lo importante es que la historia sea interesante y adecuada al público al que va dirigido.

Conclusión

Si deseas escribir un cuento infantil, es importante que tomes en cuenta estos consejos. Es fundamental que el cuento esté adecuado a la edad del público al que va dirigido y que se utilice un lenguaje sencillo y claro. También puedes utilizar programas como «Storybook» o «Scrivener» que son los más utilizados para escribir cuentos infantiles.

Categoría: Asesoramiento Editorial
Avatar for Carmen

Carmen

Periodista. Es responsable de la comunicación de la Editorial Rimpompante, gestionando sus perfiles sociales, así como llevando a cabo toda la actividad comunicativa de sus obras y autores.

Saber más sobre el autor/a

Déjanos un comentario